junio 18, 2024
La comida mexicana es extensa y basta, pero si hay un desayuno que se pueda describir como el básico por excelencia, son los chilaquiles. Y adentrándonos más, hay un platillo que es icónico de la CDMX, las tortas. Y si estas delicias se mezclan, dan una combinación explosiva.

La comida mexicana es extensa y basta, pero si hay un desayuno que se pueda describir como el básico por excelencia, son los chilaquiles. Y adentrándonos más, hay un platillo que es icónico de la CDMX, las tortas. Y si estas delicias se mezclan, dan una combinación explosiva.

La esquina del chilaquil creó hace 20 años este manjar chilango y no ha parado desde entonces. Verdes, rojos, con pollo, con milanesa o hasta cochinita, son las formas en las que puedes disfrutar tu torta en esta famosa esquina de la CDMX

Dónde está la esquina de la torta de chilaquiles

Este famoso puesto chilango está ubicado en la esquina de Alfonso Reyes y Tamaulipas en la colonia Condesa de la Ciudad de México. Se ponen en un horario de 8 de la mañana a 1 de la tarde todos los días. Pero si decides ir, llega con tiempo, porque las tortas de chilaquiles se acaban rápido.

La clásica torta de chilaquiles es sencilla, frijoles, chilaquiles verdes, pechuga de pollo empanizada frita, crema y queso fresco. Pero también puedes personalizarla y cambiarla por chilaquiles rojos y pollo deshebrado.

Está también la torta vegana que tiene solamente los chilaquiles y los frijoles; la de cochinita que sustituye la proteína por cochinita pibil con cebolla morada y chiles habaneros rebanados.

Pero si lo que buscas es atascarte, llenarte o curártela bien, puedes pedir “la bomba”, una torta de chilaquiles que incorpora todos los ingredientes que tienen y que está para chuparse los dedos.

Y para que no te la pases a brincos, puedes acompañar tu torta de chilaquiles con un cafecito de olla que te limpiará el paladar y te calentara en las mañanas frías.

Los precios de estas tortas de chilaquiles características de la CDMX van desde los 35 a los 60 pesos. Te recomendamos llegar temprano o con tiempo, pues la fila para disfrutar de este desayuno chilango, aunque atienden rápido, suele ser larga,

Cómo surgió la torta de chilaquiles

De acuerdo con Perla “La Güera”, heredera del puesto de la esquina, y quien lo atiende actualmente, fue hace 20 años que surgió la primera torta de chilaquiles en la CDMX.

Su abuela ponía un puesto de tamales y atole en esta misma esquina. Sin embargo, con los años, la popularidad de estos fue creciendo en la CDMX así que junto con su hija, Doña Chayito, decidieron innovar y comenzaron a vender chilaquiles.

Así continuó el puesto en esta esquina por un tiempo vendiéndoles a secretarias y oficinistas, quienes comentaban que era complicado comer en sus lugares de trabajo, pues el olor de los chilaquiles se esparcía.

Fue entonces que nació el gran invento, la torta de chilaquiles, que se puede comer en cualquier parte gracias a su movilidad y moderada discreción, ya que al estar contenidos por el bolillo y dentro de una bolsa, no se escapan tan fácilmente los olores y es más fácil de transportar.

En estos últimos años continúan innovando y han añadido nuevos ingredientes a las clásicas tortas de chilaquiles que crudos, oficinistas y todo aquel que traiga antojo aman y degustan todas las mañanas.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *