mayo 27, 2024


En el mes de marzo comienza la temporada de escamoles, también conocidos como “caviar mexicano” estas larvas comestibles tratan de huevecillos de la hormiga Liometopum apiculatum y normalmente es consumido en la zona centro de México.
El procedimiento de extracción conlleva muchas jornadas diarias, las personas que realizan este trabajo tienen la capacidad de evitar lastimar las larvas. Por su alto nivel de proteína, su precio y ya que solo se dan durante la primavera, es común que las personas hurten los nidos destrozando varias colonias.
Los escamoles pueden hacerse de distintas formas, uno de los platillos recurrentes son los escamoles a la mantequilla, preparados con cebolla blanca, epazote, chile serrano o chile tampico. Otra presentación son los tamales de piñón con escamoles. De hecho, es un alimento con el que se puede experimentar y añadir creatividad en sus ingredientes.
Por otro lado, la entomofagia, el consumo de insectos por los seres humanos, es común en muchas partes del mundo, de hecho, estos aportan muchos beneficios tanto alimentarios como nutricionales. En cuanto a su recolección resulta sencillo y requiere pocos medios e instrumentos, además, consumirlos contribuiría en la seguridad alimentaria a nivel mundial. En México existen varios insectos que forman parte de su gastronomía, como lo son los escamoles.